/ lunes 30 de septiembre de 2019

Caso Iesch, justicia y nada más

Dicen que en la forma de agarrar el taco se conoce al tragón. Y eso fue precisamente lo que les pasó a los hermanos Federico y Julio Andrés Salazar Farías, quienes en junio pasado quisieron torcer la ley y, de madrugada se apropiaron de las instalaciones del Instituto de Estudios Superiores de Chiapas (Iesch) en la zona de Paso Limón.


Llegaron, como llegan esos políticos que nunca han tenido un cargo, y en lo primero que piensan es en “barrer la casa”, quebrar las lealtades y despacharse con la cuchara grande, sin olvidar las actitudes de grandeza que solamente las muestra la gente a la que tener lo que tiene no le ha costado.

Despidieron a cuanto trabajador de la Universidad Salazar les pareció que amenazaría su presencia en esta institución educativa que, aunque particular, es una de las de mayor tradición, pues surgió hace más de tres décadas, cuando las opciones para estudiar eran limitadas.

Colocaron cámaras de seguridad “hasta en el baño” para amedrentar a los trabajadores y “sopearon” a todos aquellos empleados de la institución educativa que pudieron. Claro, no faltaron los desleales que a las primeras de cambio se fueron con “el nuevo señor” y ahora están tronándose los dedos.

Al pasar de los meses, la ley se impuso, nada más y nada menos. Sin influyentismos, sin buscarle “chichis” a la marrana, sin buscarle agujeros a la legalidad, sin litigar en los medios de comunicación.

El fallo de un Juez de la Ciudad de México es claro. Ahora los únicos que mandan en la sociedad Iesch de Tuxtla Gutiérrez, son Emilio Salazar Narváez y Emilio Salazar Farías, papá e hijo. Dos terceras partes de la sociedad para uno y el resto para el otro.

Por las “artimañas” jurídicas que intentaron los otros dos involucrados en esta “película”, han quedado fuera de la sociedad, además de que tendrán que enfrentar las consecuencias legales de sus actos.

No ha de ser nada agradable para Emilio Salazar papá y Emilio Salazar hijo, que las cosas terminen de esta forma; sin embargo, cuando alguien toma el camino equivocado sabe los riesgos que le esperan en el trayecto o al final.

Este lunes, las actividades en la Universidad Salazar comenzaron a volver a la normalidad, aunque llevará algunos días o semanas, porque cuando sucede algo como lo que sucedió aún quedan algunos temores, algunos miedos y amenazas en el aire; sin embargo, insistimos, la ley es clarita y la decisión “inapelable” no tiene más que ser acatada y garantizada por las autoridades correspondientes. No se diga más…


EMILIO SALAZAR EL EMPRESARIO

A continuación, rescatamos algo de lo publicado el 25 de junio de este año, cuando indicamos porqué creíamos que Emilio Salazar, el empresario, tenía la razón en este caso que fue motivo de rumores, precisamente porque no es nada grato una pelea legal entre familia:

En varias ocasiones hemos escrito respecto de Emilio Salazar Farías, el político.

Hemos dicho, sin tapujos y sin caer en la lisonja, que se trata de un hombre honesto, profesional y trabajador; cualidades que heredó de su familia, pero principalmente de su padre, Emilio Salazar Narváez.

El viernes pasado, una aparente decisión judicial causó revuelo en redes sociales y en medios de comunicación: Federico y Julio Andrés Salazar Farías llegaron a posesionarse de la rectoría del Iesch.

Prudente, Emilio Salazar Farías evitó dirimir el tema en los medios de comunicación, a los cuales siempre ha sido abierto, pues se trata de una decisión de carácter judicial.

… tras una serie de especulaciones y rumores, Emilio Salazar Farías, el empresario, quien ha dedicado más de tres décadas a consolidar toda una marca, concedió una entrevista al periodista Sergio Melgar, para dar su versión de los hechos

‘Eso va dirimirse en las instancias correspondientes. El Rector de la Universidad Salazar es mi señor padre, Emilio Salazar Narváez’, expresó.


NUNCA HE APELADO A UN DERECHO DE CUNA

Más tarde, en un breve texto, Emilio Salazar, el empresario, aseguró: ‘Jamás he apelado a un derecho de cuna para apropiarme de algo que no me pertenece’.


Síganos en:

www.ensaladadegrillos.com

En Facebook:

@EnsaladadeG

En Twitter:

@EnsaladadeG



Dicen que en la forma de agarrar el taco se conoce al tragón. Y eso fue precisamente lo que les pasó a los hermanos Federico y Julio Andrés Salazar Farías, quienes en junio pasado quisieron torcer la ley y, de madrugada se apropiaron de las instalaciones del Instituto de Estudios Superiores de Chiapas (Iesch) en la zona de Paso Limón.


Llegaron, como llegan esos políticos que nunca han tenido un cargo, y en lo primero que piensan es en “barrer la casa”, quebrar las lealtades y despacharse con la cuchara grande, sin olvidar las actitudes de grandeza que solamente las muestra la gente a la que tener lo que tiene no le ha costado.

Despidieron a cuanto trabajador de la Universidad Salazar les pareció que amenazaría su presencia en esta institución educativa que, aunque particular, es una de las de mayor tradición, pues surgió hace más de tres décadas, cuando las opciones para estudiar eran limitadas.

Colocaron cámaras de seguridad “hasta en el baño” para amedrentar a los trabajadores y “sopearon” a todos aquellos empleados de la institución educativa que pudieron. Claro, no faltaron los desleales que a las primeras de cambio se fueron con “el nuevo señor” y ahora están tronándose los dedos.

Al pasar de los meses, la ley se impuso, nada más y nada menos. Sin influyentismos, sin buscarle “chichis” a la marrana, sin buscarle agujeros a la legalidad, sin litigar en los medios de comunicación.

El fallo de un Juez de la Ciudad de México es claro. Ahora los únicos que mandan en la sociedad Iesch de Tuxtla Gutiérrez, son Emilio Salazar Narváez y Emilio Salazar Farías, papá e hijo. Dos terceras partes de la sociedad para uno y el resto para el otro.

Por las “artimañas” jurídicas que intentaron los otros dos involucrados en esta “película”, han quedado fuera de la sociedad, además de que tendrán que enfrentar las consecuencias legales de sus actos.

No ha de ser nada agradable para Emilio Salazar papá y Emilio Salazar hijo, que las cosas terminen de esta forma; sin embargo, cuando alguien toma el camino equivocado sabe los riesgos que le esperan en el trayecto o al final.

Este lunes, las actividades en la Universidad Salazar comenzaron a volver a la normalidad, aunque llevará algunos días o semanas, porque cuando sucede algo como lo que sucedió aún quedan algunos temores, algunos miedos y amenazas en el aire; sin embargo, insistimos, la ley es clarita y la decisión “inapelable” no tiene más que ser acatada y garantizada por las autoridades correspondientes. No se diga más…


EMILIO SALAZAR EL EMPRESARIO

A continuación, rescatamos algo de lo publicado el 25 de junio de este año, cuando indicamos porqué creíamos que Emilio Salazar, el empresario, tenía la razón en este caso que fue motivo de rumores, precisamente porque no es nada grato una pelea legal entre familia:

En varias ocasiones hemos escrito respecto de Emilio Salazar Farías, el político.

Hemos dicho, sin tapujos y sin caer en la lisonja, que se trata de un hombre honesto, profesional y trabajador; cualidades que heredó de su familia, pero principalmente de su padre, Emilio Salazar Narváez.

El viernes pasado, una aparente decisión judicial causó revuelo en redes sociales y en medios de comunicación: Federico y Julio Andrés Salazar Farías llegaron a posesionarse de la rectoría del Iesch.

Prudente, Emilio Salazar Farías evitó dirimir el tema en los medios de comunicación, a los cuales siempre ha sido abierto, pues se trata de una decisión de carácter judicial.

… tras una serie de especulaciones y rumores, Emilio Salazar Farías, el empresario, quien ha dedicado más de tres décadas a consolidar toda una marca, concedió una entrevista al periodista Sergio Melgar, para dar su versión de los hechos

‘Eso va dirimirse en las instancias correspondientes. El Rector de la Universidad Salazar es mi señor padre, Emilio Salazar Narváez’, expresó.


NUNCA HE APELADO A UN DERECHO DE CUNA

Más tarde, en un breve texto, Emilio Salazar, el empresario, aseguró: ‘Jamás he apelado a un derecho de cuna para apropiarme de algo que no me pertenece’.


Síganos en:

www.ensaladadegrillos.com

En Facebook:

@EnsaladadeG

En Twitter:

@EnsaladadeG



lunes 23 de marzo de 2020

Ensalada de grillos | Perplejos

domingo 01 de marzo de 2020

COVID-19, prueba de fuego para la 4T

jueves 27 de febrero de 2020

Como el cangrejo

miércoles 26 de febrero de 2020

Verde, palabras huecas

martes 25 de febrero de 2020

Nomás milando

lunes 24 de febrero de 2020

Calladito

domingo 23 de febrero de 2020

Con ellas todo, sin ellas nada

jueves 20 de febrero de 2020

¿Qué diablos pasa?

miércoles 19 de febrero de 2020

¿Plan con maña?

martes 18 de febrero de 2020

Elba, la mujer que nunca se fue

Cargar Más