/ jueves 13 de junio de 2024

Tila, el pueblo de Chiapas que se apagó por la violencia

Sumergido en el abandono, la violencia y la pobreza, es como se encuentra la cabecera municipal de Tila, Chiapas

Sumergido en el abandono, la violencia y la pobreza, es como se encuentra la cabecera municipal de Tila, Chiapas, donde apenas 10 personas de los más de 4 mil habitantes que tiene, permanecen en sus hogares resguardando el único patrimonio que han podido construir a lo largo de más de 50 años y que hoy viven bajo la amenaza de un grupo criminal.

En entrevista uno de los pobladores quien a pesar del miedo y la incertidumbre decidió quedarse en casa, relató que poco a poco la comida se ha ido escaseando, las tiendas de abarrotes están cerradas, por lo que hasta ahora nadie les ha brindado ayuda para sobrevivir tras la ola de violencia que vivieron durante casi cinco días.

Calles de Tila deshabitadas por violencia en la comunidad / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

Te puede interesar: Grupo Interinstitucional mantiene operativo de seguridad en Tila

“Bueno yo me decidí quedar porque no puedo estar en otro lugar, ósea yo como tengo mi casita y todo eso, estar en otro lugar no es lo mismo (…) Yo por eso no salí, porque primero tengo mis animales y todo eso (…) Y no tengo porque salir, porque como no me meto en problemas”, detalló.

El adulto mayor con voz desesperada señaló que una casa elaborada de concreto es el único patrimonio que pudo construir con la ayuda de su esposa y hoy no quiere perderlo, pues fuerza y dinero es lo que menos tienen para reiniciar su vida en otro sitio, por ello pidió que “vuelva la tranquilidad como antes, vivir en paz es lo que queremos”.

Así quedó una habitación de las casas incendiadas en Tila, Chiapas / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

A pesar de que los elementos del Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y la Policía Estatal realizaron la limpieza de las calles y el retiro de algunos vehículos incendiados, aún permanecen las evidencias de aquel ataque perpetrado por Los Autónomos, pues hay viviendas convertidas en cenizas y algunos casquillos percutidos.

En tanto la zona centro del municipio, los comercios lucen cerrados y las calles desoladas, mientras que en la iglesia del señor de Tila no hay presencia de ningún turista, los edificios gubernamentales están vandalizados y todo aquello que un día fue próspero, hoy se reduce a un escenario de guerra.

Casa incendiada en Tila, Chiapas / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

Otro de los pobladores lamentó que desde hace nueve años les quitaron el privilegio de poder elegir a sus autoridades, ya que desde 2015, fecha en la se registró un ataque y que acabó con el bienestar de sus habitantes, pues a partir de ahí iniciaron las ejecuciones y la decadencia de la población.


“Sin embargo hoy podemos decir que se ven las consecuencias de un gobierno fallido, porque hay que reconocer que el Presidente Municipal actual lleva 21 años en el poder, por lo cual toda esta violencia que se suscita en Tila es de un abandono de 10 años, 10 años llevamos sin infraestructura, sin seguridad, sin bienestar, prácticamente desde hace 10 años nosotros estamos abandonados”, precisó el entrevistado.

Por su parte el Ejército Mexicano instaló en las instalaciones del Colegio de Bachilleres, un centro de atención para la población, donde ofrece servicios médicos, corte de cabello, estudios de mastografía, así como la distribución de despensas, sin embargo, la población que aún permanece en el pueblo no acude por temor a ser víctimas de los delincuentes.

Sumergido en el abandono, la violencia y la pobreza, es como se encuentra la cabecera municipal de Tila, Chiapas, donde apenas 10 personas de los más de 4 mil habitantes que tiene, permanecen en sus hogares resguardando el único patrimonio que han podido construir a lo largo de más de 50 años y que hoy viven bajo la amenaza de un grupo criminal.

En entrevista uno de los pobladores quien a pesar del miedo y la incertidumbre decidió quedarse en casa, relató que poco a poco la comida se ha ido escaseando, las tiendas de abarrotes están cerradas, por lo que hasta ahora nadie les ha brindado ayuda para sobrevivir tras la ola de violencia que vivieron durante casi cinco días.

Calles de Tila deshabitadas por violencia en la comunidad / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

Te puede interesar: Grupo Interinstitucional mantiene operativo de seguridad en Tila

“Bueno yo me decidí quedar porque no puedo estar en otro lugar, ósea yo como tengo mi casita y todo eso, estar en otro lugar no es lo mismo (…) Yo por eso no salí, porque primero tengo mis animales y todo eso (…) Y no tengo porque salir, porque como no me meto en problemas”, detalló.

El adulto mayor con voz desesperada señaló que una casa elaborada de concreto es el único patrimonio que pudo construir con la ayuda de su esposa y hoy no quiere perderlo, pues fuerza y dinero es lo que menos tienen para reiniciar su vida en otro sitio, por ello pidió que “vuelva la tranquilidad como antes, vivir en paz es lo que queremos”.

Así quedó una habitación de las casas incendiadas en Tila, Chiapas / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

A pesar de que los elementos del Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y la Policía Estatal realizaron la limpieza de las calles y el retiro de algunos vehículos incendiados, aún permanecen las evidencias de aquel ataque perpetrado por Los Autónomos, pues hay viviendas convertidas en cenizas y algunos casquillos percutidos.

En tanto la zona centro del municipio, los comercios lucen cerrados y las calles desoladas, mientras que en la iglesia del señor de Tila no hay presencia de ningún turista, los edificios gubernamentales están vandalizados y todo aquello que un día fue próspero, hoy se reduce a un escenario de guerra.

Casa incendiada en Tila, Chiapas / Foto: Jhonatan González / El Heraldo de Chiapas

Otro de los pobladores lamentó que desde hace nueve años les quitaron el privilegio de poder elegir a sus autoridades, ya que desde 2015, fecha en la se registró un ataque y que acabó con el bienestar de sus habitantes, pues a partir de ahí iniciaron las ejecuciones y la decadencia de la población.


“Sin embargo hoy podemos decir que se ven las consecuencias de un gobierno fallido, porque hay que reconocer que el Presidente Municipal actual lleva 21 años en el poder, por lo cual toda esta violencia que se suscita en Tila es de un abandono de 10 años, 10 años llevamos sin infraestructura, sin seguridad, sin bienestar, prácticamente desde hace 10 años nosotros estamos abandonados”, precisó el entrevistado.

Por su parte el Ejército Mexicano instaló en las instalaciones del Colegio de Bachilleres, un centro de atención para la población, donde ofrece servicios médicos, corte de cabello, estudios de mastografía, así como la distribución de despensas, sin embargo, la población que aún permanece en el pueblo no acude por temor a ser víctimas de los delincuentes.

Municipios

¡Chiapas sin ley! Lomitos mueren con agua envenenada en San Cristóbal

La falta de una ley que proteja a los animales en Chiapas agrava la situación

Policiaca

[video] Sujetos armados intentan robar camioneta a discapacitado a plena luz del día

Dos hombres armados intentaron robar un vehículo que interceptaron en el libramiento sur de Tuxtla pero el intento fue fallido

Local

Programas de Bienestar benefician a más de 2 millones de personas en Chiapas

Del 2019 a junio del 2024 han dispersado 175 mil 553 millones de pesos: Secretaría de Bienestar

Local

En Chiapas, 250,000 campesinas trabajan la tierra solas para garantizar alimentos

La falta de atención al campo durante aproximadamente 40 años ha disminuido la producción, el rendimiento por hectárea y la superficie cultivada

Local

INE aprueba Plan Electoral; Elecciones Extraordinarias el 25 de agosto de 2024

La Consejera Ravel Cuevas resaltó la importancia del compromiso y la responsabilidad de las autoridades estatales

Municipios

Roque Armando, víctima de brutal agresión en San Cristóbal pierde la vida

Roque Armando pierde la vida la mañana de este viernes y recibirá cristiana sepultura en el panteón municipal