/ lunes 10 de junio de 2019

Pueblos indígenas exigen tarifas eléctricas justas

Reclamaron atención al presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador

Desde Chiapas, Integrantes de la Coordinadora Estatal afiliada a la Asamblea Nacional de Energía Eléctrica (ANUEE) en Chiapas, exigieron al gobierno de la república la aplicación de tarifas justas para el servicio de electricidad que suministra la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

En este marco, reclamaron el cumplimiento a la promesa que hiciese en campaña el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, con la frase “primero los pobres”, pues remarcaron que, a seis meses de la administración, no se percibe una disminución del rezago social, a diferencia del estado de Tabasco –lugar de origen del mandatario del país- donde gozan de costos más bajos por el suministro eléctrico, desde el mes de mayo.

“A pesar de ser un estado como Chiapas, productor del 60 por ciento de energía eléctrica, teniendo las presas generadoras como: La Angostura, Chicoasén, Malpaso, Peñitas y una pequeña que se conoce como Bombaná”, ubicada en el municipio de Soyaló, pagamos costos muy altos”, reclamaron.


FOTO: Hugo Sánchez


De manera pacífica, los inconformes provenientes de diversos municipios de esta entidad sureña, reprocharon que sigan existiendo familias, comunidades, barrios y pueblos con carencias de diversa índole.



Durante la protesta, también exigieron cumplimiento y solución a sus demandas expuestas el pasado 3 de diciembre de 2018, frente al Congreso del Estado, que tienen que ver con un alto al hostigamiento que la CFE y empresas privadas realizan contra las familias que se encuentran en resistencia civil contra las altas tarifas de energía eléctrica.

Asimismo, demandaron respeto a la libre determinación de los pueblos indígenas de acuerdo a los tratados y convenios internacionales firmados por el Estado Mexicano. No a la criminalización y judicialización hacia los movimientos sociales y activistas, desparamilitarización y desmilitarización de Chiapas y el país, y no a los megaproyectos “de muerte” como: mineras, represas, extracción de hidrocarburos, entre otros.

Desde Chiapas, Integrantes de la Coordinadora Estatal afiliada a la Asamblea Nacional de Energía Eléctrica (ANUEE) en Chiapas, exigieron al gobierno de la república la aplicación de tarifas justas para el servicio de electricidad que suministra la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

En este marco, reclamaron el cumplimiento a la promesa que hiciese en campaña el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, con la frase “primero los pobres”, pues remarcaron que, a seis meses de la administración, no se percibe una disminución del rezago social, a diferencia del estado de Tabasco –lugar de origen del mandatario del país- donde gozan de costos más bajos por el suministro eléctrico, desde el mes de mayo.

“A pesar de ser un estado como Chiapas, productor del 60 por ciento de energía eléctrica, teniendo las presas generadoras como: La Angostura, Chicoasén, Malpaso, Peñitas y una pequeña que se conoce como Bombaná”, ubicada en el municipio de Soyaló, pagamos costos muy altos”, reclamaron.


FOTO: Hugo Sánchez


De manera pacífica, los inconformes provenientes de diversos municipios de esta entidad sureña, reprocharon que sigan existiendo familias, comunidades, barrios y pueblos con carencias de diversa índole.



Durante la protesta, también exigieron cumplimiento y solución a sus demandas expuestas el pasado 3 de diciembre de 2018, frente al Congreso del Estado, que tienen que ver con un alto al hostigamiento que la CFE y empresas privadas realizan contra las familias que se encuentran en resistencia civil contra las altas tarifas de energía eléctrica.

Asimismo, demandaron respeto a la libre determinación de los pueblos indígenas de acuerdo a los tratados y convenios internacionales firmados por el Estado Mexicano. No a la criminalización y judicialización hacia los movimientos sociales y activistas, desparamilitarización y desmilitarización de Chiapas y el país, y no a los megaproyectos “de muerte” como: mineras, represas, extracción de hidrocarburos, entre otros.