/ jueves 1 de octubre de 2020

Diputados aprueban dar el control de actividades marítimas a la Armada

La oposición expresó que dicha reforma oficializa una mayor expansión y fuerte presencia de las Fuerzas Armadas

La Cámara de Diputados aprobó transferir a la Secretaría de Marina (Semar) todo el control que tenía la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de las actividades que se realizan en los puertos del país

La reforma fue aprobada con 263 votos a favor del bloque de Morena y sus aliados del PT, PES y PVEM; 85 en contra de la oposición y 43 abstenciones. El bloque lopezobradorista sostuvo que no se trata de una militarización del sector marítimo comercial. La oposición, en cambio, expresó que se oficializa una mayor expansión y fuerte presencia de las Fuerzas Armadas.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

La nueva ley permitirá a la Semar construir todas las obras marítimas y de dragado, dirigir la educación náutica mercante y otorgar permisos y diseñar las normas técnicas para el establecimiento y explotación de servicios de comunicaciones y transportes por agua. Fijará también las tarifas para el cobro de estos servicios. La Semar será así la única Autoridad Marítima Nacional encargada de la implementación de la Ley de Navegación y Comercio Marítimos.

Esta reforma, presentada por la diputada morenista Juanita Guerra, fue la causa de la renuncia de Javier Jiménez Espriú a la SCT.

“Lamento profundamente no haber tenido éxito en transmitirle mi convicción y mi preocupación, sobre la grave trascendencia que tiene esta medida para el presente y el futuro de México”, expresó Jiménez Espriú en su carta de renuncia al presidente López Obrador.

“El motivo, que le he expresado personalmente, es mi diferendo por su decisión de política pública, de trasladar al ámbito militar de la Secretaría de Marina, las funciones eminentemente civiles de los Puertos, de la Marina Mercante y de la formación de marinos mercantes, que ha estado a cargo de la SCT desde 1970″, explicó el exsecretario.

Por separado, el Cuerpo Consultivo Marítimo Mercante, que agrupa al sector comercial portuario, acusó que esta iniciativa “estrangula el comercio exterior”.

“El problema es que asfixia, estrangula el comercio exterior de México porque ellos no tienen la capacidad ni la experiencia ni el conocimiento para administrar los puertos y las aduanas y la marina mercante”, apuntó en entrevista previa Marcelino Tuero, presidente del organismo.

El sector refrendó su preocupación por la militarización de los 17 puertos marítimos.

Con información de Jacob Sánchez

La Cámara de Diputados aprobó transferir a la Secretaría de Marina (Semar) todo el control que tenía la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de las actividades que se realizan en los puertos del país

La reforma fue aprobada con 263 votos a favor del bloque de Morena y sus aliados del PT, PES y PVEM; 85 en contra de la oposición y 43 abstenciones. El bloque lopezobradorista sostuvo que no se trata de una militarización del sector marítimo comercial. La oposición, en cambio, expresó que se oficializa una mayor expansión y fuerte presencia de las Fuerzas Armadas.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

La nueva ley permitirá a la Semar construir todas las obras marítimas y de dragado, dirigir la educación náutica mercante y otorgar permisos y diseñar las normas técnicas para el establecimiento y explotación de servicios de comunicaciones y transportes por agua. Fijará también las tarifas para el cobro de estos servicios. La Semar será así la única Autoridad Marítima Nacional encargada de la implementación de la Ley de Navegación y Comercio Marítimos.

Esta reforma, presentada por la diputada morenista Juanita Guerra, fue la causa de la renuncia de Javier Jiménez Espriú a la SCT.

“Lamento profundamente no haber tenido éxito en transmitirle mi convicción y mi preocupación, sobre la grave trascendencia que tiene esta medida para el presente y el futuro de México”, expresó Jiménez Espriú en su carta de renuncia al presidente López Obrador.

“El motivo, que le he expresado personalmente, es mi diferendo por su decisión de política pública, de trasladar al ámbito militar de la Secretaría de Marina, las funciones eminentemente civiles de los Puertos, de la Marina Mercante y de la formación de marinos mercantes, que ha estado a cargo de la SCT desde 1970″, explicó el exsecretario.

Por separado, el Cuerpo Consultivo Marítimo Mercante, que agrupa al sector comercial portuario, acusó que esta iniciativa “estrangula el comercio exterior”.

“El problema es que asfixia, estrangula el comercio exterior de México porque ellos no tienen la capacidad ni la experiencia ni el conocimiento para administrar los puertos y las aduanas y la marina mercante”, apuntó en entrevista previa Marcelino Tuero, presidente del organismo.

El sector refrendó su preocupación por la militarización de los 17 puertos marítimos.

Con información de Jacob Sánchez

Municipios

Panteones han sido visitados por la población previo a Día de Muertos

A partir de este sábado 31 al 2 de noviembre los panteones estarán cerrados

Local

Pese a semáforo amarillo, Chiapas supera los 6 mil casos de Covid-19

Este viernes no se reportan decesos la tasa se mantiene en 567 casos

Celebridades

Muere Sean Connery, el legendario James Bond, a los 90 años

El actor escocés fue conocido entre muchas otras facetas por su papel de James Bond en siete películas; obtuvo numerosos premios durante su larga carrera, incluyendo un Óscar, tres Golden Globes y dos Bafta

Municipios

Panteones han sido visitados por la población previo a Día de Muertos

A partir de este sábado 31 al 2 de noviembre los panteones estarán cerrados

Local

Pese a semáforo amarillo, Chiapas supera los 6 mil casos de Covid-19

Este viernes no se reportan decesos la tasa se mantiene en 567 casos

Gossip

Amigos y compañeros de Ricardo Blume lamentan su muerte

Ricardo Blume deja para la posteridad telenovelas como La casa de las lilas, Doña Bárbara, Simplemente María, El carruaje

Finanzas

“San Lunes” atrasa obras hasta 6 meses

Los costos de la construcción se incrementan entre 20 y 25 por ciento, debido al ausentismo de los trabajadores