/ lunes 15 de julio de 2019

Congelan cuenta de hospital en Comitán por deuda de 3 millones de pesos

Señalan que ese recurso está destinado a la compra de alimentos de los pacientes

Por una demanda de pago de una deuda de tres millones de pesos, que la administración estatal pasada no liquidó a un proveedor de insumos alimenticios, el Juzgado Segundo del Ramo Civil de esa localidad ordenó a una institución bancaria congelar las cuentas del nosocomio en Comitán.

Por ello el personal del Hospital General “María Ignacia Gandulfo” manifestó su preocupación por el acuerdo emitido, pues afecta el funcionamiento de ese sitio.

La jueza Rosa Elena Arreola Machuca emitió dicha resolución, decisión que podría dejar al hospital sin recursos que son utilizados para alimentos de los pacientes.



CUESTIONAN “RAPIDEZ”

“Lo raro es que la jueza no cumplió con los términos que marca la ley, porque en menos de 14 horas resolvió esa demanda y emitió un pacto, se supone que son tres días de término para que la jueza reciba la promoción del actor, acuerde, publique y emita el oficio para el banco, pero no sucedió así”, aseguró Roberto García Hernández, enlace jurídico de ese nosocomio.

Explicó que si se concreta dicho acuerdo emitido por María Elena Arreola, ese lugar no dispondrá de recursos para la compra diaria de comida.



Indicó que son tres millones de pesos que al retenerse la cuenta bancaria, se llevaría más de cinco meses para liquidar totalmente, lo que significaría que en ese periodo no habría dinero para alimentar a los enfermos.

Además, señaló que hay muchas dudas y en este caso en específico la magistrada actuó con demasiada rapidez, cuando existen asuntos que en ese juzgado llevan varios meses sin resolver.

Por una demanda de pago de una deuda de tres millones de pesos, que la administración estatal pasada no liquidó a un proveedor de insumos alimenticios, el Juzgado Segundo del Ramo Civil de esa localidad ordenó a una institución bancaria congelar las cuentas del nosocomio en Comitán.

Por ello el personal del Hospital General “María Ignacia Gandulfo” manifestó su preocupación por el acuerdo emitido, pues afecta el funcionamiento de ese sitio.

La jueza Rosa Elena Arreola Machuca emitió dicha resolución, decisión que podría dejar al hospital sin recursos que son utilizados para alimentos de los pacientes.



CUESTIONAN “RAPIDEZ”

“Lo raro es que la jueza no cumplió con los términos que marca la ley, porque en menos de 14 horas resolvió esa demanda y emitió un pacto, se supone que son tres días de término para que la jueza reciba la promoción del actor, acuerde, publique y emita el oficio para el banco, pero no sucedió así”, aseguró Roberto García Hernández, enlace jurídico de ese nosocomio.

Explicó que si se concreta dicho acuerdo emitido por María Elena Arreola, ese lugar no dispondrá de recursos para la compra diaria de comida.



Indicó que son tres millones de pesos que al retenerse la cuenta bancaria, se llevaría más de cinco meses para liquidar totalmente, lo que significaría que en ese periodo no habría dinero para alimentar a los enfermos.

Además, señaló que hay muchas dudas y en este caso en específico la magistrada actuó con demasiada rapidez, cuando existen asuntos que en ese juzgado llevan varios meses sin resolver.